NASA estudiará si hubo algún tipo de vida en Marte

258

La NASA reveló que la misión “Mars 2020” se encargará principalmente de buscar alguna señal de vida pasada en el planeta rojo, por cuanto utilizará metodologías “inteligentes” con las cuales se pueda verificar cualquier rastro de existencia en el lugar, así como fueron usadas para descifrar aspectos de la historia más antigua de nuestra Tierra.

El doctor Ken Williford, viceministro de Proyectos de la misión, destacó que se realizarán mediciones específicas y coordinadas para detectar biosignaturas (vida antigua) en Marte, a través de la técnica llamada “Análisis de biosignatura espacialmente resuelta”, que se desprende del análisis geoquímico de la existencia más antigua registrada en este planeta.

“En misiones anteriores a Marte, han utilizado un cepillo relativamente ancho -aproximadamente del tamaño de un sello de correos- para seguir el agua y buscar ambientes habitables antiguos. Esta misión buscará ahora evidencia clara y directa de antigua vida microbiana, centrándose en las mediciones en la escala microbiana y produciendo mapas de alta resolución sobre áreas analíticas, similarmente clasificadas en el tamaño de un sello postal”, indicó Williford.

Acotó que para Marte 2020 se desarrollarán métodos como “fluorescencia de rayos X y espectroscopia Raman para mapear la composición elemental, mineral y orgánica de las rocas con alta resolución espacial”. El científico destacó que al comprender la “distribución espacial de las características químicas conservadas en rocas antiguas”, podrá hallarse la “clave para determinar si fueron o no formados por la vida”.

Dicha misión se apoyará en conocimientos sobre exploración científica para observar, seleccionar y recolectar muestras de núcleos de roca y sedimentos de unos 15 gramos, que se sellarán herméticamente en tubos de titanio para luego reservarlas en un lugar de Marte donde esperarán por su futuro análisis. Los expertos no pierden las esperanzas de poder examinar esas muestras en laboratorios de la Tierra.

“Me emociona que las agencias espaciales se den cuenta de cómo los estudios de la Tierra temprana y la evolución temprana de la vida son relevantes para la búsqueda de existencia más allá de ella. Este tipo de técnicas no destructivas se usan ahora en nuestro planeta para proporcionar evidencia inequívoca de los primeros años de vida, en su contexto de nanoescala preservada. Me encantaría saber qué podemos aprender de Marte y su historia pasada”, puntualizó el doctor Williford.




Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *