Luis D’Elía opinó sobre la liberación de presos por el coronavirus

136

La liberación de los presos con motivo del Covid-19 es uno de los temas que más polémica generó en la sociedad durante los últimos días. Por ello, quien se expresó respecto a esta cuestión fue el dirigente Luis D’Elía.

En ese sentido, en declaraciones a la radio Rock and Pop, el titular de MILES afirmó que la situación actual de los internos forma parte de un panorama tenso a nivel mundial.

De igual forma,se quejó por la cantidad de reclusos que se hallan bajo prisión preventiva sin una sentencia. En ese marco se mostró a favor de la liberación de los presidiarios y ejemplificó con los países que ya avanzaron respecto a este tema.

De esta manera, precisó que solo el 15% de la población carcelaria se encuentra privada de la libertad por delitos graves. En ese orden de ideas detalló que el 50% de los presos no tiene sentencia y se encuentra cumpliendo la prisión preventiva.

Del mismo modo, mencionó que hay un número que se aproxima entre el 15% y 20% que son aquellos a los que él considera perejiles. Se trata de individuos que están tras las rejas debido al producto de una política que hizo uso de la mano dura.

Vea también: Miguel Ángel Pichetto opinó sobre la liberación de los presos

Luis D’Elía apuntó contra Patricia Bullrich por llevar una política carcelaria errónea

Luis D’Elíaapuntó directamente contra la exministra de Seguridad, Patricia Bullrich, a quien responsabilizó por llevar adelante un tipo de proceder erróneo mientras estuvo al frente del ministerio de Seguridad.

A su vez, el dirigente kirchnerista aseguró que el gobierno del expresidente, Mauricio Macri, llevó adelante un show político con el propósito de superpoblar las cárceles.

Posteriormente, se pronunció respecto a la situación del exsecretario de Transporte, Ricardo Jaime y consideró que se trata de un caso paradigmático. Además, explicó que es una persona que no tiene influencia en la prensa, pero que eso no justifica que se encuentre sin libertad hace cinco años sin una condena firme.