El Neuroliderazgo Como Herramienta Para Optimizar Nuestro Cerebro En Lo Profesional

51

Las ciencias organizacionales operan hoy sobre múltiples aplicaciones de las neurociencias, aunque casi en todas hay un denominador común: la decisión de implementar herramientas que optimicen el funcionamiento de los procesos ejecutivos del cerebro, la comunicación y el buen clima laboral son muy tomados en cuenta. Así también lo son el uso de los beneficios del neuroliderazgo.

Néstor Braidot, especialista en neurociencias aplicadas al desarrollo de organizaciones y personas, en su curso de neuroliderazgo afirma que el utilizar adecuadamente estas herramientas puede traernos resultados efectivos como profesionales.  

Implicancias en la conducción: neuroliderazgo 

“Si tenemos en cuenta que liderar implica no sólo la conducción de equipos de trabajo, sino también, y fundamentalmente, la capacidad de procesar eficazmente gran cantidad de información para la toma de decisiones, es necesario contar con cerebros que se destaquen en el desempeño de sus funciones ejecutivas y emocionales”, apunta Braidot. 

Por ende las funciones ejecutivas del cerebro actúan como sustento del intelecto y también de la personalidad, la sensibilidad, la conducta social y la empatía.  

En el cerebro de un líder deben funcionar de forma óptima las capacidades de concentración, atención, memoria y  flexibilidad cognitiva de las que dependen estas funciones, recalca el experto.

En tal sentido, la flexibilidad cognitiva se evalúa especialmente cuando se elige a un candidato, ya que su ausencia o debilitamiento implica focalizar en pocos aspectos de la realidad, lo cual evidencia un tipo de pensamiento rígido y estructurado, totalmente incompatible con las exigencias de las organizaciones modernas.

Autoliderazgo emocional es una cualidad imprescindible del liderazgo 

La ausencia de liderazgo emocional puede afectar no sólo el desempeño de las funciones ejecutivas, sino también el rendimiento de los equipos de trabajo, cuyos integrantes deben ser seducidos y motivados por sus líderes.  

Los nuevos métodos surgidos de las neurociencias permiten hallar a los  hombres y mujeres mejor dotados en cuanto a las mencionadas cualidades y, paralelamente, implementar programas que contribuyan a potenciar las capacidades que se consideran excluyentes para un desempeño eficaz de quienes ya forman parte de la organización.

Si deseas conocer más sobre neuroliderazgo puedes conocer el Posgrado. Haz click aquí.

¿Te interesa este tema? Puedes conocer  más con el Diccionario de las Neurociencias Aplicadas