El estrógeno reduce riesgo de depresión en mujeres

314

Científicos del Departamento de Psiquiatría de la Facultad de Medicina de la Universidad de Massachusetts (EEUU) realizaron un estudio reciente donde detectaron que las mujeres expuestas al estrógeno por un tiempo prolongado, en sus años reproductivos, tienen menor riesgo de caer en depresión.

La referida investigación explicó que las hormonas reproductivas juegan un rol importante en el riesgo de depresión en las mujeres, entendiéndose que a veces existen fluctuaciones hormonales que ellas pueden experimentar a lo largo de su vida, por cuanto se quiso averiguar de qué forma estarían conectadas entre sí.

El grupo de científicos se dedicó a estudiar el estradiol, como forma de estrógeno que se encuentra en los años reproductivos de las mujeres, y que “afecta” sus niveles de serotonina, que bien podría vincularse con la aparición de cuadros depresivos en algunos momentos determinados.

“Ciertos factores que podrían aumentar la duración de la exposición al estradiol, incluyen una edad más temprana en el momento de la primera menstruación y cuántos ciclos menstruales una mujer tiene a lo largo de la vida”, comentaron los investigadores.

La muestra tomada para la realización de este estudio fue poco más de 1300 mujeres norteamericanas. El resultado obtenido fue que el estar expuestas al estradiol por más tiempo, desde que inicia la menstruación hasta el comienzo de la menopausia, les evita caer en depresión durante esa etapa de sus vidas e incluso una década más tarde.

“El estudio también encontró un riesgo más alto de depresión entre las que tuvieron una menopausia más temprana, menos ciclos menstruales a lo largo de la vida o sofocos más frecuentes. Las mujeres deben reconocer los síntomas de la depresión, los cambios en el estado de ánimo, la pérdida del placer, cambios de peso, la fatiga, no poder tomar decisiones o sentirse triste de forma persistente, y tomar las medidas adecuadas”, indicó la doctora JoAnn Pinkerton, directora ejecutiva de la Sociedad Norteamericana de la Menopausia, institución donde se publicó dicho estudio.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *