Bailando por un Sueño Lourdes Sánchez no tuvo una buena noche

31

La gala de Bailando por un Sueño, fue muy dura para una de las mejores parejas del certamen. Lourdes Sánchez y Federico Bal no pudieron demostrar todo su esplendor en el cha cha pop y cosecharon un puntaje muy bajo.

Esto ocurrió debido a un accidente que sufrió la bailarina cuando cayó durante el baile. Lourdes, no pudo contener las lágrimas y rompió en llanto en el medio de la pista. En el programa Los Ángeles de la Mañana, la pareja del Chato Prada volvió a hacer referencia al baile y apuntó contra Tinelli.

“La verdad es que no sé bien que es lo que pasó, sí lo que sentí cuando estaba arriba es que me tiraba al vacío, y dije ‘bueno, me tiro’. En el momento en el que caigo y me pone en el hombro ya sabía que estaba mal colocada. Es una cosa de a dos y a veces el vivo lo que tiene es que estás con un poquito más de energía, de adrenalina”.

La bailarina continuó con su relato diciendo que la momento de levantarse Fede le preguntó si estaba bien, en el momento no sintió tanto dolor. Además, afirmó que desde el inicio del baile todo salió mal, ya que entraron con la cortina cortada.

Vea también: Federico Bal se sinceró y habló de su ruptura

Lourdes Sánchez consideró correctas las apreciaciones del jurado

Luego Sánchez se refirió a las devoluciones del jurado, a las que consideró correctas. También apuntó que como bailarina no puede fallar en pleno acto.

Pese a que Lourdes quiso mostrarse más tranquila, volvió a romper en llanto durante el programa. “Uno trabaja un montón. No me quiero poner mal de nuevo. Es mucho el esfuerzo que hago con mi situación física, me da bronca cuando me pasan estas cosas”.

A su vez, habló de Fede Bal y la relación que mantienen. Dijo que trabajaron mucho porque ambos se comprometieron con el programa. De igual forma, manifestó que le encanta bailar con Federico porque tienen buena química.

Sin embargo, Lourdes también apuntó contra Tinelli, dando a entender que le molestaban los comentarios que realiza el conductor.

“Es tremendo que todo el tiempo estés con el ojo ahí. Siempre siento que tengo que estar muy arriba, porque si no empiezan a decir que estoy acomodada, es una presión extra. Quizás por esto quizás me angustio tanto. No sé qué le pasa (a Tinelli)”.